Testimonios

Fátima, técnica de Recursos Humanos

Resulta muy sencillo vivir culpando a los demás por tus problemas, es un camino muy recto y muy cómodo que a mí personalmente me encantaba seguir, pero ese camino tan fácil tiene un problema, te estanca y no te permite avanzar ni obtener tus objetivos. Al final siempre estaba triste y en el mismo lugar. En ocasiones me planteaba cambiar algo, pero pretendía abarcar tanto de golpe que no conseguía nada y acaba con un estado de ánimo aún peor. No habría salido de este bucle jamás sin la ayuda de Inma, porque lo primero que me enseñó es a no empezar la casa por el tejado. El lenguaje que uso yo conmigo misma, la poca confianza que tenía en mí y, en general, mi baja autoestima fue lo primero en lo que estuvimos trabajando. Ahora soy consciente de lo importante que es trabajar primero en ti, cambiar lo que no nos gusta y reforzar lo que nos gusta en nosotros. Esa es la base para poder avanzar. Gracias a Inma he aprendido a dividir mis objetivos en metas diarias y semanales que me ayuden a obtenerlos, en lugar de tenerlos como algo lejano que algún día me propondría hacer. Empecé mis sesiones sin tener muy claro cómo cambiar una vida que no me gustaba, descubrí gracias a ella qué era lo que realmente deseaba: independencia, y con Inma como guía fui dando los pasos que me llevaron a la casa desde donde escribo hoy mi testimonio, con el coche que era incapaz de conducir aparcado en mi puerta y mi agenda en la mesa esperando a que termine estas líneas para planificar las tareas que me mantienen cerca de la persona que quiero ser. Gracias Inma.

 

Carmen, jefa de administración

Estar acompañada durante este tiempo de Inma ha servido para darme cuenta que puedo conseguir cualquier objetivo que me proponga, ahora sé cuáles son mis limitantes y cómo tengo que trabajar para superarlos. Me ha hecho ver y ser quien realmente quiero ser, conocer mis valores y darme cuenta de lo que verdaderamente es importante para mí. Ahora soy completamente feliz.
Estoy más segura de mí misma, soy capaz de expresar realmente mis sentimientos, tengo la autoestima muchísimo más alta, he superado mi problema de celos y me he deshecho de todo lo que me rondaba por la cabeza y me atormentaba.
He superado mis miedos e inseguridades, mi fobia a los perros, ya soy capaz de acercarme a ellos e ¡incluso acariciarlos!
Soy una persona más asertiva a la hora de escuchar y saber decir lo que realmente quiero decir sin sentirme mal por ello, sobre todo porque he aprendido a decir “no”.
Me ha cambiado la forma de ver la vida y saber que yo tengo el poder para alcanzar lo que realmente quiero, que todo depende de mí y no del exterior, aunque haya situaciones que no podemos cambiar.
Ahora continuo el camino solita y sé que hay que seguir trabajando en ello, pero nunca hubiese conseguido mis objetivos sin la ayuda de Inma.
Así que por todo esto y mucho más MIL GRACIAS DE CORAZÓN!!

 

Lorena, administrativa

Hace aproximadamente un año, me planteé cambiar algunos aspectos de mí misma que me tenían bastante cansada. Para ello, busqué la ayuda de un profesional y entonces apareció en mi vida Inma! Recuerdo que durante una mañana de trabajo que compartimos, le pregunté si conocía a alguien que pudiera ser mi Coach y me dijo, “pues claro, yo misma”. Fue, sin duda, de las mejores decisiones que he tomado en mi vida. Aunque ella siempre me repite que todo lo que me había propuesto lo he conseguido yo misma, yo siempre pienso que sin ella no lo hubiera conseguido. Inma ha sido, empleando el lenguaje científico que me encanta, la Enzima que ha hecho que todas las reacciones que yo quería producir dentro de mí, hayan sido posibles. Y, aunque, de momento hemos cerrado esta etapa, ya ando centrándome en mi próximo objetivo, entusiasmada por saber que ella me guiará en mi camino para conseguirlo!

¡Gracias Inma!

 

 

Emily, coordinadora de formación

El proceso de coaching con Inma ha cambiado mi forma de pensar.  Me ha abierto la mente a otra forma de vivir y me ha ayudado a centrarme en que es realmente lo más importante para mí en la vida.  Tengo mucho más claro ahora quién soy y como quiero vivir, y no tengo tanto miedo de fracasar como antes.  Me noto ahora con más autoconfianza y más capacidad de afrontar a los problemas que se pongan en mi camino.   Me ha ayudado mucho el hecho de que ella ha compartido conmigo trucos que le han funcionado a ella en su propia vida, eso me ha dado un ejemplo a seguir.  Recomiendo trabajar con ella sin la más mínima reserva.

Beatriz, maestra de infantil

Qué bonita casualidad. Una tarde de cafés y confesiones con una amiga, hizo que ésta, algo preocupada por lo que yo le estaba contando (autoestima baja, ningunas ganas de luchar, desidia y permiso por mi parte de que personas muy cercanas me hablaran sin respeto)  me propuso conocer a Inma.

Inma dice que ha sido un trabajo exclusivamente mío, que yo sola lo he logrado, sin embargo no estoy de acuerdo, porque ella me ha mostrado las herramientas para entender muchas cosas. Sigo mi proceso de cambio,  aún me queda mucho por aprender, pero ¡ahora soy capaz de agradecer y valorar tantas cosas! y sobre todo he aprendido a valorarme a mí misma, a saber qué quiero yo en la vida y qué voy a hacer para llegar a ello. ¡Mil gracias Inma!

 

 

Teresa, mamá

El proceso de coaching con Inma ha supuesto uno de los mayores cambios positivos en mi vida. He pasado de la nada al todo. De sentirme fracasada, con la autoestima destruida y sin ilusiones, he pasado a conocerme mejor a mi misma, a confiar plenamente en mis valores y luchar por ellos. Las circunstancias personales dolorosas de mi vida se fueron acomodando en mi mente, y me volví insegura, triste, con rabia hacia todo el mundo y hacia mi misma, y llego un momento en que dije “se acabó”. Y ahí fue cuando empece a trabajar con Inma.

Para mi ha sido un descubrimiento maravilloso, pues ella me ha dado las claves para cambiar todos esos aspectos negativos, por una vida mas plena y feliz. No me avergüenza reconocerlo, al contrario, estoy muy orgullosa del trabajo que hemos hecho entre las dos y todo lo que he conseguido. ¡Gracias Inma!!

 

Cándida, limpiadora

Siempre pensamos que podemos con todo, hasta que algo se descontrola y te das cuenta que necesitas ayuda.
Conocí a Inma a través de un familiar que al ver mi estado emocional me propuso hablar con ella.
En esos momentos me encontraba bloqueada, desmotivada e incapaz de avanzar.
Inma cambió mi vida por completo, me ha ayudado a eliminar bloqueos, a gestionar mis emociones, a conocer mis limitantes y como superarlos, a restar importancia a las criticas, a creer en mí y en los demás y a crecer como persona.
Gracias Inma eres única.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *